14 septiembre 2008

Coche que choca y vuelve



Después de mucho tiempo sin publicar aquí está el coche de la entrada anterior preparado para cambiar el sentido de desplazamiento, de forma que cuando choque vuelva hacia atrás.

Habitualmente se resuelve este problema con un circuito eléctrico que usa dos pilas, como podemos ver por ejemplo en la página web de cucabot, que está en los enlaces de este blog, en concreto en el modelo de cucabot "cero".

Siempre he preferido para los circuitos de cambio de sentido de giro de un motor el que usa una sola pila, que se puede ver en la entrada de este blog "puerta de garaje sin electrónica". Pero se presenta el problema, de que hace falta un conmutador doble, y los finales de carrera, que se usan para detectar que el coche ha chocado, tienen un conmutador sencillo.


La solución que he dado a este problema es la de utilizar dos finales de carrera que actúen a la vez. Para sujetarlos al chasis y también para conseguir que queden bien alineados para actuar simultáneamente, se usan palillos de los dientes redondos. Para cogerlos al chasis se introducen en taladros de 2 mm.

Aquí tenemos los posibles esquemas eléctricos.

Aunque es más común el esquema 1, el esquema 2 es totalmente equivalente, pero además en este caso es el recomendable, porque, si los dos conmutadores no se activaran a la vez, el montaje del esquema 1 daría lugar a un cortocircuito, como se puede más abajo.

Problema que no se presenta con el esquema 2:


En estas fotos podemos ver las dos posiciones de los finales de carrera.




En las fotos sólo se ve un conmutador. El segundo, esta debajo del que se ve. Los dos están ensartados por los palillos mondadientes, que también sirven para unir los conmutadores al chasis del coche, introduciéndolos en taladros de 2 mm.

1 comentario:

Federico dijo...

Muchísimas felicidades por su blog, creo que es muy positivo que todos los "tecnólogos-as" publiquemos los proyectos que vamos haciendo y considero ésta una página muy didáctica. Gracias por ocuparte de ella, de verdad sirve para mejorar la materia.

Saludos,

Federico, otro profesor de tecnología también de Sevilla